sábado, 16 de septiembre de 2017

Alfa Strike: La ballena homosexualizadora

Sala de reuniones de Alfa Strike, hogar de Loki en las Tierras del Sueño
Tras su última actuación en el Atlántico durante el mes de Julio, los dioses del equipo Alfa Strike Squad habían podido pasar un verano bastante tranquilo. Con la excepción de Loki, ya que este había estado usando su red de informadores y otros medios de espionaje para seguir las acciones de la némesis del equipo, la corporación internacional NWE. Y es que, pese a la aparente calma, algo se estaba moviendo bajo la superficie. Tras "El Incidente Weird Bio-Hazard", que provocó la destrucción de las instalaciones de BioGen en Dunwich, la filial de NWE acabó por hundirse y quebrar. Sin embargo, pese a la ciencia negra y loca desarrollada en aquel lugar por Asenath Osborne, NWE había decidido sacar provecho de los resultados de las investigaciones allí desarrolladas. Para ello, trasladó a los científicos que podían resultar más productivos (léase sociópatas desquiciados sin la más mínima moral ni ética profesional) y los puso al mando de un nuevo laboratorio. Así, combinando a este personal poco recomendable con algunos de los más estrambóticos e imaginativos miembros del personal técnico y científico de la UAEC (United Aerospace Engineering Corporation), se creó SGEC (Synthesis, Genetic and Engineering Corporation). Es decir, una nueva empresa dedicada a la producción de ciencia negra y loca. Todo esto se había estado llevando de forma bastante discreta, pero había acabado por llegar a oídos de Loki. Así, el Herrero Mentiroso y líder de Alfa Strike se había dedicado a investigar a fondo.

Los comienzos de SGEC no habían resultado demasiado productivos, aunque sí que parecían haber logrado un experimento con éxito. Se trataba de algo sumamente extraño y desconcertante. A saber, habían logrado desarrollar una beluga transgénica mutante que era capaz de generar y escupir chorros de un líquido que tenía unos particulares efectos: poseía un potente afrodisíaco y una nueva droga que hacía al sujeto afectado creer de forma temporal que era homosexual. Teóricamente, al aplicar este líquido sobre una población se desataría una orgía de carácter homosexual, ya que todos los afectados no sólo creerían que sentían atracción por sujetos del mismo sexo, sino que, además, con el afrodisíaco, tendrían el irresistible e irrefrenable de tener relaciones sexuales en ese momento. ¿Y por qué habían desarrollado esto? Ciertamente, ni siquiera los propios científicos de la SGEC parecían tenerlo demasiado claro. Pero la situación no acababa ahí. Y es que un grupo terrorista de extrema derecha ultra cristianos,e l Frente de Liberación Cristiana por la Fuerza Armada (FLCFA) habían secuestrado la beluga para hacer uso de la misma y provocar el caos mediante orgías homosexuales para demostrar que los homosexuales son el mal y una corrupción de la obra de Dios. Y era precisamente Dios el que le había dicho al iluminado de su Líder que hicieran eso. Casualmente, uno de los miembros de este grupo trabajaba en los laboratorios de SGEC y, al enterarse de la existencia de la beluga, se lo había comunicado a su Líder. Y este, viéndolo como una señal de Dios, había ordenado el secuestro. En un alarde de suerte por parte de los terroristas y negligencia en la seguridad de las instalaciones, lograron hacerse con la beluga. Lo que no sabían era que el animal había sido marcado con un transmisor, ya que los científicos querían hacer pruebas de campo y no querían perder su pista en caso de que tratara de escapar. Por ello, un equipo de Omicron Scorpions, la empresa de seguridad de la NWE, iba tras su rastro.

Pero Loki no se fiaba de la corporación, así que había decidido ponerse manos a la obra y que Alfa Strike se ocupara de la beluga. Para ello, había seleccionado a un pequeño comando con cuatro miembros del equipo: Summanus, dios etrusco-romano de las tormentas nocturnas; Pkaurodlos, dios del trueno y la urbanidad, adorado en su momento por toltecas, aztecas, mayas, iberos y unos cuantos clubes de caballeros ingleses; N'kari, diosa africana de las tormentas y la pasión violenta y Delta Wave Welcome, valquiria y superheroína de Arkham, portadora de la espada Ouroboros, que le permite crear rasgaduras en el tejido del espacio-tiempo. Los cuatro poseían dos características que resultarían útiles para la misión: todos eran bisexuales (incluso pansexuales), por lo que la droga homosexualizadora no les afectaría, ya que, de todas formas sentían atracción por personas del mismo sexo; pero, lo más importante era la segunda característica: habían demostrado una gran control de sus impulsos sexuales. Summanus y Pkaurodlos eran sujetos bastante tranquilos y controlados, que no se dejaban llevar por las pasiones desenfrenadas fácilmente. N'kari era una diosa tempestuosa y muy sexual, cuyo apetito y energía eran desbordantes, pero, precisamente por ello, no dejaba que la controlara. Era una diosa de la pasión violenta que era muy capaz de tener completo dominio sobre sus impulsos y deseos. Por otro lado, Welcome, al igual que N'kari, era una mujer apasionada y ardiente en las prácticas sexuales, pero capaz de mantener la cabeza fría y de controlarse. Por ello, Loki los había elegido para que se ocuparan de este asunto. Así, tras ponerles en antecedentes sobre el origen del problema, les indicó cual sería el lugar que los terroristas del FLCFA iban a actuar. O, al menos, el lugar al que parecían dirigirse.

Playa de Santiago, California
Era un día soleado, cálido y el mar estaba en unas condiciones óptimas para el baño. La playa estaba llena de gente disfrutando del tiempo, y allí estaban los cuatro miembros de Alfa Strike. Habían llegado gracias a un portal creado por Delta Wave Welcome, no sin antes recoger los enseres y vestuario apropiados para el lugar al que iban. Al usar la espada Ouroboros, lo ideal era tener un punto de referencia, y, en este caso, la joven valquiría había utilizado el Instituo Sanbourne de Antigüedades del Pacífico. Ésta institución había acabado por desarrollar un vínculo con la Miskatonic debido a los sucesos acaecidos en la misma durante los años 20 y 30, en relación con el legado dejado por el profesor Harold Hadley Copeland sobre la Leyenda de Xoth. Esta era algo así como un culebrón familiar en torno a Cthulhu y su descendencia, Ghatanothoa, Ythogtha y Zoth-Ommog, así como lo sucedido a los que trataron de profundizar en los secretos de estos seres. Obviamente, Brian Danforth había utilizado estos acontecimientos para escribir algunas de sus historias de terror, y había sido demandado por los tres vástagos de Cthulhu (El que Legisla tras el Umbral llevó la acusación, y el caso aún sigue coleando por ahí).

Así pues, tras llegar al Instituto, se encaminaron hacia la playa. Los terroristas del FLCFA parecían querer actuar allí. Tampoco era raro, ya que la playa parecía sacada de un episodio de Baywatch: surfistas de cuerpos esculpidos en el gimnasio, mujeres de cuerpos esculturales con grandes pechos que desafiaban a la gravedad y botaban como flanes, socorristas inusualmente atractivos que corrían a cámara lenta y bikinis minúsculos hasta donde alcanzaba la vista. Y, bajo estos criterios habían optado por vestirse los cuatro de Alfa Strike, pero, si hay algo que tienen en común los dioses, primigenios y otros seres sobrenaturales, es que tienen un gusto un tanto peculiar para vestirse. Summanus estaba habituado a vestir traje, además de que, por su condición de deidad nocturna, era muy pálido, tal vez demasiado pálido. Así, encabezando el grupo estaba un sujeto alto, delgado, casi tan blanco como la leche y ataviado con un bañador hecho de un pantalón de vestir, con cinturón de plástico a juego. Parecía un vampiro empresario que se había hecho un lío y había acabado en la playa. El vestuario habitual de N'kari era un mero taparrabos de piel, más por llevar algo de ropa que otra cosa, pero el top less estaba descartado. Así que se había puesto un micro bikini que sólo lograba resaltar su escultural y voluptuosa figura, que, combinada con su piel oscura y su larga cabellera blanca, la hacía destacar bastante en una playa llena de mujeres de abundantes curvas a la altura del pecho principalmente. Welcome, como humana que era, habitualmente era la excepción a la regla. Su vestimenta habitual como valquiría y superheroína eran ropas de guerrera vikinga, armadura incluida. Sin embargo, ya que había que ir a la playa y tratar de pasar desapercibidos, optó por un bikini bastante modesto y unas gafas de sol bastante grandes. Sin embargo, su cuerpo de interesantes curvas y fuertes músculos no dejaba de resultar atractivo y llamativo. Por último, Pkaurodlos era una serpiente gigante emplumada de 10 metros de longitud y 50 centímetros de grosor. Eso no había forma alguna de disimularlo. Y el dios había rechazado el que lo disfrazaran de hinchable. Habría resultado bastante ridículo. Por ello, había tomado una senda alternativa y se había introducido en el agua por un lugar relativamente tranquilo y estaba patrullando las aguas.

Así pues, tras su entrada en la playa, los miembros de Alfa Strike se encaminaron hacia el agua para tratar de plantar la sombrilla lo más cerca del agua. Llevaban con ellos algunos bultos un tanto peculiares, pues debían tratar de capturar a la ballena o alejarla lo máximo posible de allí. Para ello, contaban con algunas redes y unos rifles lanza arpones modificados para lanzar arpones con una carga de sedante. Lo complicado iba a ser tratar de mantener la discreción en un lugar tan concurrido. Pero, mientras tanto, tratarían de disfrutar de la playa.

Cuatro ligones playeros más tarde, cuando N'kari y Welcome estaban empezando a planificar la forma de librarse de una vez de esos pesados, apareció por el mar un barco. Se trataba de un pequeño yate que, de improviso, había cambiado el rumbo y se estaba dirigiendo hacia la costa. Esto llamó la atención al equipo, que se preparó para actuar si fuera necesario. En el agua, Pkaurodlos, que también había percibido la maniobra de la embarcación, se dedicó a seguirla. Se percató de que en la popa llevaban un depósito de agua en el que viajaba la beluga un tanto escasa de espacio. Pero no podía actuar sólo, así que esperó a que entraran en acción sus compañeros. Estos tampoco se los pensaron demasiado. N'kari y Summanus se prepararon para entrar en acción y Delta Wave Welcome sacó la espada Ouroboros de la toalla en la que estaba envuelta. La heroína guerrera de cuerpo escultural y en bikini parece ser un cliché erótico de la fantasía y, ante una buena cantidad de ligones playeros, éste se había materializado. Pero, al mismo tiempo que sus erecciones y esperanzas crecían, la joven utilizó la espada para crear un portal por el que cruzó, precedida por los dos dioses. Por suerte, y necesitados de una distracción, ésta se produjo por obra y gracia de las fuerzas de Omicron Scorpions. Se trataba de soldados, no de los comandos, sus fuerzas especiales. Y, por algún motivo, habían sido puestos bajo el mando de un oficial sin experiencia, incompetente y ascendido a su puesto gracias a un enchufe, un tal teniente Gorman. El equipo enviado para detener a los terroristas estaba dirigido por un completo inútil. Y eso fue lo que sirvió para distraer la atención sobre la repentina desaparición de Welcome, N'kari y Summanus a través de un portal dimensional.

Cuando los soldados dirigidos por Gorman llegaron al agua, se dieron cuenta de que el barco con los terroristas estaba demasiado lejos todavía. Por ello, tuvieron que regresar hasta el vehículo en el que habían llegado y descargar una lancha. Una vez tuvieron la embarcación preparada, les tocó llevarla hasta el agua. Mientras tanto, los terroristas del FLCFA se enfrentaban a brazo partido a los miembros de Alfa Strike. Lo cual, teniendo en cuenta que se trataba de tres dioses y una valquiria entrenada por Perun, era algo condenado al fracaso. Desesperados, trataron de hacer que la beluga les soltara un chorro de líquido afrodisíaco homosexualizador. El animal, sorprendido, conmocionado y asustado por el repentino y violento brote de acción, se encontró lo bastante alterado como para soltar un abundante geiser sobre todo el barco. Para desgracia de los terroristas, estos no llevaban puesto ningún tipo de equipo protector. Así, mientras que los de Alfa Strike mantenían el tipo frente a la repentina estimulación de su líbido, los fervorosos, exaltados y fundamentalistas terroristas cristianos, se despojaron de sus ropas y se entregaron a una frenética actividad sexual entre ellos.

Poco después, cuando los hombres de Gorman llegaron al barco, se encontraron a unos horrorizados, trastornados y traumatizados terroristas cristianos que yacían agotados tras el impulsivo, repentino y brutal brote de sodomización. Se habían visto sometidos a la que creían iba a ser su arma biológica definitiva para sacar a la luz el peligro de la conspiración judeomasónica del lobby gay. La beluga había desaparecido y sólo quedaban un puñado de fanáticos religiosos con el culo escocido y los penes irritados y llenos de mierda. Para su desgracia, los soldados de Omicron Scorpions habían llegado demasiado tarde. Alfa Strike había tenido tiempo para cumplir su misión y desaparecer con un portal creado por Delta Wave Welcome. Así, mientras el personal enviado por NWE sólo podía detener a los terroristas religiosos, mientras tanto, los dioses y la valquiría habían trasladado a la beluga a las Tierras del Sueño, donde resultaría inofensiva.

Por su parte, Loki, tras corroborar el éxito de la misión, tomó nota de la incursión del grupo terrorista, al que consideraba un enemigo menor que no necesitaría mucha atención por parte de Alfa Strike. Más preocupante era la Synthesis, Genetic and Engineering Corporation. Esta nueva filial de New World Enterprise era otro tema diferente. Con la plantilla con la que contaba y el apoyo económico con que contaba podía ser un adversario a considerar seriamente. Si NWE había reunido allí a todos sus científicos e ingenieros más locos y peligrosos, podía ser la fuente de muchos problemas futuros, aunque la multinacional hubiera abandonado su propósito original de capturar dioses y seres sobrenaturales. Por ello, aunque el capítulo de la ballena homosexualizadora había sido breve, podría ser la introducción para una nueva etapa en la andadura de Alfa Strike,